Oenanthe crocata L.

Oenanthe crocata L. es una especie perteneciente a la familia de las Umbelliferae, conocida en castellano como “Nabo del diablo” o en gallego como “Nabo de San Pedro” o “Pe de boi”. Se distribuye por el W de Europa y la región mediterránea, y como naturalizada en puntos de America, tanto del N como del S. Se puede encontrar por toda la Península Ibérica (excepto el NE y E) y por las Islas Baleares. En Galicia es común en las 4 provincias.

Oenanthe crocata

Oenanthe crocata

Es una planta herbácea perenne, con un fuerte aroma a apio, que desarrolla su parte aérea a partir de unas raíces tuberosas hasta de 10 x 1.5 cm, cilíndrico-obovoideas, claramente separadas de la base del tallo, que al hacerles un corte segregan un líquido que se torna de un color amarillo-anaranjado. Tallos de hasta 150 x 2 cm, fistulosos y asurcados. Cepa sin restos fibrosos. Sigue leyendo

Anuncios

Fragaria vesca L.

La “Fresa silvestre” en castellano, o “Amorilloteira”, “Amorodeira”, “Freseira”, “Maroteiro”, “Morangueira”, “Morodeira”, “Morogueiro”, “Morongueira” o “Morongueiro” para la planta en gallego, o “Amarón”, “Amoridio”, “Amorillote”, “Amorillón”,”Amorodo”, “Amorote”, “Cacareixón”, “Careixón”, “Carrixo”, “Morango”, “Morodo”, “Moroga”, “Morogo”, “Moronguiño” o “Morote” para el fruto también en lengua gallega, son algunos de los nombres vernáculos de Fragaria vesca L., especie perteneciente a la familia de las Rosaceae. Es nativa de Eurasia,creciendo de forma silvestre en toda Europa y el N de Asia. Se puede encontrar también en la región oriental de Norteamérica. En la Península Ibérica aparece ampliamente distribuida en su zona N, incluyendo toda Galicia, siendo más rara en el S.

Fragaria vesca

Fragaria vesca

Es una planta perenne de 5-30 cm de altura, con rizomas cubiertos de restos de hojas y estípulas, y desarrollando estolones epigeos de hasta 2 m de largo, que enraízan en los nudos y nacen hojas arrosetadas, surgiendo nuevos tallos fértiles erectos o ascendentes, por lo general más altos que las hojas, con pelos simples en la parte superior. Las hojas aparecen agrupadas en algo que sin serlo parece una roseta. Sigue leyendo

Oxalis purpurea L.

Oxalis purpurea L. es una especie perteneciente a la familia de las Oxalidaceae (oxalis, derivado del griego oxys, “acre”, referido al sabor agrio de hojas y tallo). Originaria de Sudáfrica, se ha naturalizado -entre otros sitios- en el SW de Europa, América del Norte y Oceanía, escapada de su cultivo en jardines como planta ornamental. En la Península Ibérica aparece en las zonas W y NW. En Galicia la tenemos en las provincias costeras (Lugo, A Coruña, Pontevedra), donde la influencia atlántica suaviza las heladas que no tolera, las cuales en el interior de la comunidad (Ourense) son mucho más fuertes por su clima más continental.

Oxalis purpurea

Oxalis purpurea

Es una planta herbácea perenne, pubescente o vellosa, cespitosa, que crece muy a ras del suelo, formando unas densas alfombras de 3-10 cm de altura. Se desarrolla a partir de un bulbo ovoideo de hasta 3 cm de diámetro, de color negro o castaño oscuro, tunicado, del que nace un rizoma de hasta 18 cm, y que a su vez puede tener asociados otros 1-3 bulbillos de hasta 2 cm. Del bulbo brota un tallo que origina una roseta de hojas basales. Sigue leyendo

Glandora prostrata subsp. prostrata (Loisel.) D.C. Thomas

Glandora prostrata subsp. prostrata (Loisel.) D.C. Thomas, conocida en castellano como “Carrasquilla azul” o “Lenguaza portuguesa”, o en gallego como “Carqueixa”, “Herba das doas” o “Herba das sete sangrías”, entre otros, es la subespecie típica de G. prostrata, taxon perteneciente a la familia de las Boraginaceae. Se distribuye por el SW de Europa, incluyendo el SW de Francia, el N y W de la Península Ibérica y el NW de África. En Galicia es muy común en las 4 provincias.

Glandora prostrata

Glandora prostrata

Es una subarbusto (planta leñosa por tanto) de 10-60 cm de altura, no estolonífero, con tallos decumbentes, ascendentes o erectos, ramificados desde la base, híspidos cuando jóvenes con pelos de distintos tamaños. De adulto queda con la corteza casi desprendida, dejando ver una capa interna parda. Sigue leyendo